La privacidad no es posible en el yuan digital, dice director del Bandada Central de China

By | March 22, 2021


Con el objetivo de cumplir con normativas internacionales contra el lavado de fortuna y el financiamiento del terrorismo, no está permitido que las monedas digitales de mesa central (CBDC), sean completamente anónimas. Así lo señaló Mu Changchun, director del Instituto de Investigación de Monedas Digitales del Bandada Popular de China, al explicar detalles sobre la privacidad relacionada con el yuan digital.

Durante su billete en el Foro de Progreso de China, celebrado el sábado 20 de marzo, el funcionario dijo que el yuan digital argumenta a un diseño de «anonimato controlable». Con ello quiso asegurar que la CBDC no enfatiza en la privacidad de los ciudadanos, por considerar que, al hacerlo, el país corre el aventura de respaldar un stop precio en detrimento del combate contra el crimen, según reseñaron medios digitales.

El yuan digital adopta un diseño centrado en una pequeña cantidad anónima, gran cantidad rastreable, y se prórroga que las personas se sientan cómodas. Si ocurre un fraude de telecomunicaciones utilizando la moneda digital, podemos ayudar a las personas a recuperar su fortuna y proteger su seguridad del fraude.

Mu Changchun, director del Instituto de Investigación de Monedas Digitales del Bandada Popular de China.

Aun así, Changchun aseguró que la CBDC que desarrolla China ofrece la protección a la privacidad del afortunado más reincorporación entre las plataformas de plazo actualmente disponibles.

Hace esta comparación considerando que la estructura de los sistemas de plazo de China, WeChat y Alipay, está vinculada a cuentas bancarias tradicionales que requieren datos de los usuarios para funcionar; mientras que el yuan digital está vagamente acoplado con la plataforma bancaria, lo cual permite pequeñas porciones de anonimato, tal como comentó.

El ejecutante agregó que el monedero del yuan digital tiene dos niveles de requisitos «conoce a tu cliente», conocido por sus siglas en inglés KYC. Por un banda, cuenta con una cartera para realizar pagos de pequeños montos, la cual se puede utilizar solo con un número de teléfono móvil.

Mientras que para realizar grandes transacciones es necesario que los usuarios introduzcan sus datos privados, como una guisa de hacerle seguimiento a posibles operaciones sospechosas. «Si desea realizar pagos grandes, la cartera debe actualizarse para que aumente el periferia de plazo, en la misma medida en que aumenta la intensidad de KYC», señaló.

Al ser consultado sobre la preocupación de que el mesa central pueda obtener información privada de los usuarios, cuando estos vinculan su número telefónico a la plataforma, Mu Changchun dijo que eso no era posible.

De acuerdo con las leyes y regulaciones nacionales vigentes, los operadores de telecomunicaciones no pueden divulgar a terceros la información de sus clientes de teléfonos móviles. Siquiera pueden proporcionar estos datos a los departamentos que operan con la CBDC. Por lo tanto, las carteras abiertas con números de teléfono móvil son completamente anónimas para el Bandada Popular de China y las agencias que operan con él.

Mu Changchun, director del Instituto de Investigación de Monedas Digitales del Bandada Popular de China.

El yuan Digital continúa su avance en China. Fuente: Captura de pantalla WSJ. Fuente: WSJ / wsj.com

Privacidad, un derecho que el yuan digital no puede proteger

Las preocupaciones en torno a los datos privados vinculados a la plataforma del yuan digital no son poco nuevo en China. Los ciudadanos han venido manifestando sus inquietudes en cada prueba piloto que el gobierno ha puesto en marcha, como lo informó CriptoNoticias en octubre del año pasado.

Estas preocupaciones incluso se han puesto de manifiesto en un reportaje publicado recientemente por The Wall Street Journal. Este apunta que el mesa central de China tendrá facultades para rastrear el yuan digital, no solo a nivel doméstico entre los ciudadanos que lo usen, sino incluso entre las empresas extranjeras que operan en el país. Por cada operación que se haga con el yuan digital, el Bandada Popular de China sabrá quién paga, cuánto pagan, dónde están ubicadas y seguidamente podrá analizar los patrones de cada afortunado.

Mientras China avanza realizando pruebas con el yuan digital en varias ciudades, como Shangai, Shenzhen y Suzhou, incluso crece el temor de que el nuevo sistema de plazo se convierta en un nuevo sistema de control del Estado. Las inquietudes han crecido desde que el mesa central informó que, a medida que el país se convierte en una sociedad sin efectivo, prórroga que lo digital sea la nueva norma para realizar transacciones, lo cual dejaría en sus manos una nueva alternativa para controlar la ofrecimiento monetaria, como destaca WSJ.

Este esquema sin privacidad, no solo está planteado en China, sino que más acertadamente argumenta al diseño planteado para la mayoría de los proyectos de CBDC que surgirían en el mundo. Estos no consideran ni la privacidad, ni la resistor a la censura propias de bitcoin y otras criptomonedas, según un noticia publicado el año pasado. El documento destaca, como si de poco película se tratara, que «una característica secreto del fortuna en efectivo es que no existen registros centralizados de tenencias o transacciones».





Source link